¿Webquests? No, gracias

Lo siento, no me gustan nada las webquests. Por fin lo he dicho y me he quitado un gran peso de encima. Estoy harto de charlas, conferencias, artículos académicos, iniciativas universitarias, comentarios y no sé cuántas cosas más que se empeñan en hacernos creer que la webquest es una herramienta educativa del futuro. Pues, no, señores. Las webquests son simple y llanamente una lata: son aburridas hasta decir basta, están pésimamente diseñadas y tienen una orientación didáctica cercana al Valle de los Caídos. Puedo entender que los recién llegados a la digitalidad educativa le vean su gracia, pero que enseñantes curtidos en el aula y en la pantalla se empeñen en loar las bondades de este engendro, no me entra en la cabeza. Desde ahora he decidido no participar en ningún encuentro, simposio o jornadas donde se hable de este invento del demonio. Aunque pensándolo bien, tampoco creo que me inviten.

27 comentarios:

Carme Barba dijo...

Completamente de acuerdo, hay webquest mal diseñadas, hay que wq que son una lata, aburridas y con una pésima orientación didáctica.
Pero no todas, hay algunas, pocas, de muy buenas, como todo, como por ejemplo de los miles de libros que se venderan hoy muchos son de pésima calidad, pero no por eso vamos a quemar todos los libros indiscriminadamente ¿no?
Además te invito desde este momento a participar en cualquier evento que organicemos y también a mandarnos artículos con tu argumentación desarrollada te los publicaremos en nuestra web
www.webquestcat.org
la asociación que desde hace 5 años tengo el honor de dirigir junto con profesionales de todos lo niveles educativos.
Atentamente
Carme Barba

Anónimo dijo...

A veces la provocación da sus frutos.

Francisco Herrera dijo...

Hola, Carmen: muchas gracias por tu comentario y tu invitación a argumentar y desarrollar un poco más el post. Mi aversión a las webquests se debe sobre todo al tipo de aprendizaje que proponen, excesivamente dirigido y poco creativo a mi gusto. Nada que ver con lo que yo, como profesor, quiero llevar al aula. Si queremos que los aprendices no se salgan de un guión impuesto, pues vale. Pero si nuestro interés está en que aprendan de manera significativa y hagan tareas reales (dirigidas a la acción como dice el Marco de Referencia), ¿qué pintan las webquests?

Domingo Méndez dijo...

No comparto casi nada de lo que planteas, llevo 24 años en la escuela y utilizando las NNTT antes y ahora TIC, desde hace más de doce años. Me encontré con las Webquest hace unos cuatro años y las utilizo con mis alumnos de manera habitual y sistemática y solo puedo decir,para ser breve, que la metodología de trabajo que proporcionan las webquest desarrollan en mis alumnos una serie habilidades de todo tipo difícil de conseguir de otra manera.Es, para mi, una de las cosas que mas se acercan a ese postulado de apreder a apredender.
Podría desarrollar muchos aspectos positivos de las mismas, espero que siga el debate y ya irán saliendo.
Saludos

Francisco Herrera dijo...

No sé, no sé. Quizás, si las vemos como una introducción al mundo digital o como unas primeras tentativas, podría entenderlo. Pero soy un poco zoquete, sigo sin encontrarle el truco al invento del sr. Dodge. Y mira que las he requetemirado desde todos los ángulos. Será cosa mía...

Leonor Quintana dijo...

Creo, Francisco, que para enseñar-aprender una LE todo vale y que no sólo las wq sino incluso cualquier lectura, intensiva o extensiva, así como todo tipo de exposición a la LE, aportan mucho para que se adquieran las herramientas necesarias que nos permitan afrontar "tareas reales".

Por supuesto, si las actividades de clase son motivadoras, significativas, tienen un componente lúdico,están orientadas a la acción, etc., etc., mejor que mejor!

Un cordial saludo.

Francisco Herrera dijo...

Claro, Leonor, pero la pregunta es ¿cuántas webquests cumplen esos requisitos?

Carme Barba dijo...

No!, la pregunta no es esa, la pregunta es "¿La WebQuest es una metodologia que puede ayudarnos a trabajar de forma cooperativa, a transformar la información en conocimiento significativo,a desarrollar las capacidades cognitivas de los alumnos, a involucrarles en su propio proceso de aprendizaje, nos facilita la interaccion con el mundo real, etc , etc.? El que se haga mal uso de las WQ por pereza, ignorancia o mala fe, no invalida para nada esta metodologia.
Carme Barba

Francisco Herrera dijo...

Me parece un excelente punto de partida, Carmen. Ahora sólo necesito, porque yo no he sido capaz de encontrarlas, unas cuantas webquests que cumplan estos requisitos. Si tenéis ejemplos de esto, me retractaré con mucho gusto de lo dicho antes.

Carme Barba dijo...

http://www.webquestcat.org/WQorigcast/index.htm
Aunque creo que es un acto suicida te presento esta de la cual soy autora, espero que la despedaces con un poco de "cariño"
Carme

Francisco Herrera dijo...

No, de verdad, que no quiero despedazar nada. Que hacer material para nuestros estudiantes es un trabajo que no está pagado y que ponemos todo nuestro cariño y nuestro esfuerzo en esa labor. Pero sigo echando de menos algunos puntos que para mí son fundamentales en el espacio del aula:

negociación (de contenidos y de procedimientos)

evaluación procesual y autoevaluación (no sólo evaluación sumativa)

tareas reales orientadas a la acción (no sólo resolución de casos)

y, lo siento, eso no lo veo en las webquests. Pero es que a lo mejor estamos hablando de "aprendizaje" en singular y quizás esto no exista. Mi forma de ver los procesos de adquisición de conocimientos y destrezas puede ser diferente del de otro enseñante, y herramientas que para mí no son útiles, para otros sí que lo son.

Carme Barba dijo...

Hay muchas WQ que evaluan procedimientos y otras que contemplan la autoevaluación pero no hay WebQuest perfectas. Espero que encuentres o descubras otro tipo de propuesta, actividad, estrategia, modelo o método que te satisfaga y luego nos lo cuentas. Seria divertido continuar este debate, pero debo preparar mis próximos curso de WQ, escribir un par de artículos y empezar a organizar el próximo congreso, para el cual no lo dudes recibirás una invitación especial.
Un abrazo
Carme

Francisco Herrera dijo...

Muchas gracias, Carmen, por la invitación y la paciencia con mi webquestfobia. Si puedo acercarme a alguno de vuestros encuentros, igual me curo. Otro abrazo.

tutorelena dijo...

Hola,
Yo cuando empecé con todo esto de las TICs (cuidado con el nombre) hace años ya, tampoco le veía el punto a las webquests. Pero ahora sí, siempre y cuando estén bien orientadas/justificadas/diseñadas. No deja de ser una búsqueda orientada por la web (algo que podemos pedir a nuestros alumnos con mucha frecuencia). Pero si digo sí es pq veo que hay gente que hace webquests diferentes. curradas (sí, quitan mucho trabajo) Mirad la siguiente (Make your world Webquest): http://turizm.comu.edu.tr/staff/bart/projects/travel/ .Hecha por un amigo Bart Bonamie, profesor de inglés de turismo belga que trabaja en Turquía. Su enfoque si lo veis es diferente, usando una colección de webquests para que los alumnos aprendan inglés, aprendan en cada una una herramienta 2.0 y por último se planteen cuestiones culturales. Elena Benito

Jordi Adell dijo...

Hola,

Interesante debate. Uso WebQuest (y he escrito alguna cosa sobre el tema) y doy algún que otro taller sobre cómo diseñar WQ.

Comparto la sensación de aburrimiento que denuncias en, al menos, 90% de las WQ que veo. ¡Pero en el otro 10% veo aunténtico genio! ¿Por qué solo el 10%?

La respuesta, creo, es tan vieja como el mundo: no existe la bala de plata. No hay una metodología didáctica que automáticamente garantice el aprendizaje (y además de manera divertida y fácil para los estudiantes).

Las WQ que hacemos los profesores relejan nuestras convicciones didácticas, nuestros conocimientos, el bagaje de experiencias anteriores, nuestro repertorio de recursos, etc. Bernie Dodge escribió una vez que las WQ se han extendido como un virus por la Internet y... como los virus, han mutado adaptándose al medio (por ejemplo, al estilo del docente... para bien y para mal (a mi parecer).

He visto WQ que consideraban hacer un pouerpoint el sumum de las TIC en el aula. He visto otras que pedían a los estudiantes cosas que yo no sabía hacer y que me interesaron mucho.

Las WQ no prescriben (no con demasiada fuerza, por lo visto) demasiadas cosas: solo ofrecen una estructura que facilita el que no te olvides al diseñar la actividad algunos puntos importantes (trabajo cooperativo, roles, pasos del proceso, recursos, andamios, comunicar criterios de evaluación, etc.). Pero en ningún caso producen automáticamente algo interesante.

Además, puedes definir el proceso y el producto final con la meticulosidad y precisión que quieras: puedes dejarles libertad a los estudiantes para que escojan su destino y el camino para llegar o marcarles cada paso con una meticulosidad anal-retentiva. Depende de tu estilo.

Algunos estudiantes prefieren intrucciones precisas. Otros libertad. Se pueden hacer WQ con diferentes caminos, en función de las preferencias y estilos de aprendizaje de los alumnos.

Así pues, :-) adelante. Intenta hacer una WQ que cumpla tus exigencias:

- negociación (de contenidos y de procedimientos)

- evaluación procesual y autoevaluación (no sólo evaluación sumativa)

- tareas reales orientadas a la acción (no sólo resolución de casos)

Negocia la evaluación también (yo lo hago habitualmente, sobre todo desde que descubrí que mis estudiantes no se leían la parte de evaluación antes de ponerse a trabajar). Y, como recomienda Tom March, haz que los alumnos hagan algo real con su trabajo. También podrías asegurarte de que el trabajo sea autenticamente cooperativo y no una división sin sentido basada en la economía del esfuerzo.

Carmen y Sebas han dado cursillos de WQ a los que yo he asistido. No sorprendentemente, al principio, si hay 20 profesores, hay 20 comprensiones diferentes de qué es una WQ. Poco a poco, más tarde, conforme se trabaja y se reelabora, las diferentes visiones van "acoplándose" en mayor o menor medida. No creo que sin hacer algunas WQ y aplicarlas al aula se entienda toda la potencia de la metodología.

Ánimo pues... y cuenta con toda la ayuda de la comunidad que se articula alrededor de WebQuestCat en el diseño de tu WQ.

Otro día hablamos de la presencia de las TIC en las WQ (en el producto, en el proceso, en la difusión del resultado, en la autenticidad, etc.), otro tema que merece comentario y para el que las herramientas y servicios 2.0 pueden ser muy interesantes :-)

J.

Francisco Herrera dijo...

Hola, Jordi: como a todos los que han participado en este este pequeño debate muchas gracias por llegar aquí y dejar un comentario.

A mí me gustaría darle la vuelta a tu argumentación. Si sólo el 10% de las webquests cumplen los requisitos mínimos didácticos, quizá el fallo esté en la idea en sí. Esa es mi opinión. Es por eso por lo que nunca me he puesto a diseñar una.

Lo que está claro es que las herramientas 2.0 (wikis, podcasting y blogs, principalmente) ofrecen muchas más posibilidades participativas y se acercan más a lo que yo quiero hacer en clase. Y a eso me dedico, cuando puedo.

Otra cosa que no he comentado, y que me parece fundamental en este debate, es que las webquests no tienen en cuenta que nuestros alumnos en la mayoría de los casos ya son nativos digitales y están acostumbrados a una autonomía en la red que estos usos didácticos no permiten fácilmente. Mi queja no se dirige contra el trabajo que hacen los profesores con esta herramienta, es contra el concepto en sí mismo.

Jordi Adell dijo...

Francisco,

Dices:

Lo que está claro es que las herramientas 2.0 (wikis, podcasting y blogs, principalmente) ofrecen muchas más posibilidades participativas y se acercan más a lo que yo quiero hacer en clase. Y a eso me dedico, cuando puedo."

¿Dónde está la pedagogía en esas herramientas? La pones tu cuando diseñas una actividad didáctica en la que introduces esas herramientas. Haz una webquest en la que los alumnos empleen un wiki para construir un artefacto cooperativamente. ¿Por qué están reñidos los wikis, blogs y demás con las WebQuests? No puedes comparar peras con manzanas.

Si miras una WebQuest de hace unos años, normal que no veas herramientas actuales: usan lo que había entonces. Tenlo en cuenta. pero quizá haya en ella una idea estupenda para hacer una "WQ 2.0".

Quizá deberías dedicar tus críticas a los docentes (¿de español?) que diseñan WQ y que no conocen todas las posibilidades que les dan las nuevas herramientas. No hay nada en los principios didácticos que subyacen a las WQ que impida el uso de todo lo que citas, al contrario: lee a Tom March, a Bernie Dodge, a Carmen Barba, a Barato, a Isabel Pérez, etc., etc.

¿Es la tecnología que hay tras los blogs horrible porque la mayoría de los blogs son una colección de tonterías? En absoluto: la gente interesante, tiene blogs interesantes, la gente aburrida, pues eso. No es el blog quien determina su contenido... aunque alguna gente ha afirmado que en todo blogger existe un componente narcisista y autocomplaciente. Pero yo no lo creo: leo algunos muy interesantes, de gente que no pontifica. Y es que hay gente de todo tipo y mil usos para los blogs.

En resumen, la calidad de las WebQuest está en la calidad del docente que las diseña. Son una metodología muy flexible. Eso intentaba explicar en mi anterior contestación, sin mucho éxito, al parecer: sigues creyendo que existe la actividad didáctica mágica, la herramienta definitiva, que asegura el aprendizaje de los alumnos, aunque el profesor/a no tenga ni idea de didáctica. Siento desilusionarte: no existe. Y blogs y wikis no tienen en sí mismos esa magia. Ni de lejos.

J.

Francisco Herrera dijo...

Estimado Jordi:

En ningún momento he dicho que busque una fórmula mágica, ni que las herramientas 2.0 sean perfectas, sólo que se adaptan mejor a lo que yo (insisto, yo, no el mundo mundial) hago en clase. ¿Esto es pontificar? Espero que no. De todos modos, lo que quería remarcar es el prejuicio de que cualquier tecnología más o menos novedosa, como ésta que nos ocupa, es válida por sí misma. Como tú mismo dices, depende del docente y de su habilidad para trabajar los materiales.

Pero es que no todos los materiales son iguales. Unos parten de una concepción y otros de otra. Habrá profesores que harán maravillas con sus webquests (no lo dudo) y otros que harán barbaridades con blogs y wikis (de eso doy fe). Pero creo que uno como enseñante tiene derecho a elegir y a defender su elección sin que le caiga encima ningún anatema.

¿O no?

Jordi Adell dijo...

Cuando uno pontifica, generaliza y anatemiza una metodología y los supuestos pedagógicos que están en la base, como tu haces, se arriesga a que le critiquen.

Tu postura: todas las webquest son aburridas, es pedagogía del Valle de los Caídos, etc.

Mi postura: Hay WQ buenas y malas, como en todo, depende de los docentes. Y se usan bien y mal, depende de los docentes y el contexto.

Si prefieres seguir creyendo que blogs y podcasts son actividades didácticas... y que se "pegan" con las webquest, perfecto. Allá tu.

Hasta pronto.

Jordi.

Francisco Herrera dijo...

Ya lo he dicho en un post hoy. A los blogs (que no son perfectos) les falta, como a la web en general, la posibilidad de incluir la ironía. Será por eso que he dado la impresión a algunos lectores de que pontifico y generalizo.

Las herramientas 2.0 no son en sí instrumentos educativos, pero como medios de comunicación se avienen estupendamente a la adquisición de segundas lenguas.

Y desde el principio he dicho que estoy encantado de cambiar mi opinión y de mover mis posiciones. La idea de hacer una webquest que tenga como tarea final un podcast es una posibilidad muy golosa. Tengo una propuesta de colaboración: los expertos en webquest que hagan una en este sentido y yo estaré encantado de probarla en mi clase y de colgar en este blog el resultado en forma de podcast.

SEBASTIÀ CAPELLA PRIU dijo...

Señor Francisco Herrera,
Me llamo Sebastià Capella Priu, he creado muchas webquest y he desarrollado con mis alumnos varias webquest.
Y si las he creado y desarrollado ha sido por que he querido, por que a mí me gusta la metodología webquest, nadie me ha obligado a usarla.
Si ha usted no les gustan las webquest, pues felicidades, no las use. Nadie le obliga a usarlas. Además tiene el derecho de comentarlo en su bloc.
Usted usa wikis, podcasting y blogs que se acercan más a lo que quiere hacer en clase. PEFECTO.
¿Dónde tiene usted éstos trabajos?, Por qué usted los tiene alojados en alguna web para que todos los docentes los podamos usar, ¿verdad?
Sería interesante tener esa opción para decidir como trabajo el siguiente contenido con mis alumnos...
Una de las grandes posibilidades que nos ofrece internet, es eso, poder elegir, la libertad de usar un método u otro para trabajar los contenidos de nuestras materias.
Señor Herrera, haga como yo, use su libertad, elija... y si no le gustan las webquest no las use.
Lo que no esta bien, lo que no se puede entender como libertad, es el artículo de su blog ¿Webquests? No, gracias. En ese artículo ofende a todas las personas que hemos elegido libremente usar las webquest como metodología de trabajo en nuestras aulas...
Yo no le digo a usted que debe usar en el trabajo diario en sus aulas... por favor no nos diga usted lo que no debemos usar.... respete nuestra libertad.

Francisco Herrera dijo...

Es una lástima perder el tiempo con gente que se niega a escuchar. Sr. Capella, lea los comentarios anteriores y verá que sus demandas ya han sido atendidas.

Esto no es un bloc, es un blog. Y no le aconsejo a nadie que haga o deje de hacer lo que quiera con su vida profesional. Pero espero que respeten mi derecho, que a algunos parece pesarle bastante, a ejercer la opinión y a argumentar mis decisiones.

Y puede encontrar muestras de mi trabajo en los dos años de ELE 2.0.

Todos los nuevos argumentos serán bienvenidos, todas las propuestas constructivas, como la que he hecho hace unas horas en estos comentarios, serán atendidas, pero antes de seguir bombardeando este blog con la misma cantinela, por favor, léanse lo ya escrito aquí y ahórrennos pérdidas de tiempo.

Sebastià Capella Priu dijo...

Sr. Herrera,
Realmente una pérdida de tiempo.
Ejerza su opinión y argumente sus decisiones...
Pero hágalo desde el respeto y la educación.
Realmente una pérdida de tiempo.

Javier Villatoro dijo...

A ver, señoras y señores, a Fran Herrera no le gustan las WQ y le aburren. A mí tampoco y también me aburren. Pero no en su totalidad (y creo que a Francisco tampoco, me permito opinar). Tampoco creo que se trate de un sí o un no.
Las WQ se basan, en principio, en un fomento (más o menos dirigido) de la autonomía del aprendiente.
Lo hacemos desde enanos: los profes te mandan a la biblioteca con un papel y te las apañas para buscar la información (pero en la web ahora, claro).
No creo que eso sea motivo de discusión. Una herramienta más.
Lo malo son las modas: HAY que hacer WQ, incluso ser "webquesteleros" (un poco como la chica ye-yé, pero en TIC). Eso es lo que produce el hastío del autor del post (bueno, y del mío), a mi entender.
Es un poco como los ejercicios "de huecos". Tienen su función. Pero editar bibliotecas enteras (con ejemplos pocas veces certeros y tantos de una compulsividad rallana en el surrealismo) donde la grafía predominante sea el guión y los paréntesis, me parece excesivo.
No dudo que haya WQ excelentes, yo mismo he creado y participado en más de dos y creo que con buenos resultados.
De ahí a convertirlas en la panacea y en "los jueves toca WQ"... la verdad, como que no.

Manu dijo...

Comparto el contenido del artículo.
Vender la WQ como modelo innovador es un completo fiasco.
Y criticar el modelo es como criticar a la religión:
http://www.arrukero.com/potachov/blog/?p=138

Maria dijo...

Estoy haciendo un curso sobre WQ, pienso que es un FORMATO con un conjunto de técnicas bastantes prescriptivas, generalmente válidas para desarrollar actividades a manera de "recetario educativo".
Entiendo a Francisco, siento algo parecido, estoy tratando de adaptarlas realmente a un modelo constructivista .
Aquí FALTA marco teórico, se invocan con un facilismo aterrador , sin las bases necesarias, corrientes pedagógicas que merecen un estudio más profundo, que considere (entre otras cuestiones) las
instancias de aprendizaje (exploracion-significación-resignificación), ¿Porqué no se la juegan e investigan las posibilidades pedagógicas? , esto evitaría que el 90 % de las WQ sean de mala calidad.
Es exagerado el término "metodología", es una estrategia basada en un formato-
De todas maneras , como bien explicaron, cada docente "agrega lo suyo".
Dentro de esta ambivalencia, me entusiasma la idea, ya que existen contenidos espectaculares en la red . cuya asimilación comprensiva enriquece el proceso de enseñanza-aprendizaje.
En el próximo post les cuento los aspectos positivos de este "formato".
La idea central que deseo transmitir, es la necesidad de evitar el "reduccionismo" y la adhesión acrítica a las modas pedagógicas.

libelula dijo...

Wow... me enacantaron los últimos comentarios.

No pense encontrar algo tan bueno solo con buscar "no me gustan las WebQuest", mi alma descansa de saber que no soy la única que piensa asi.

Por un curso que estoy tomando yo si, estoy obigada a desarrollar un WQ asi que imaginaran mi frustración, he estado dandole vueltas, y buscando algún tipo de diseño que me satisfaga (sobre todo visualmente por que la mayoria son un asco) He encontrado alguno, pero eso es otra historia

La verdad que es una "metodología" que no me convence por varias razones.

1.- Los diseños son visualmente malos (por lo menos los blogs tienen esa gracia)

2.- Los esquemas de acopio de infommación suelen ser rigidos, (son pocos los que tienen opciones y diferentes caminos)

3.- Los criterios de evaluación, son aburridos de leer, y suelen dar igual peso a actividades que subjetivamente califican asi.

4.- Suele ser muy fácil copiar los resultados de otro equipo y cambiar la redacción.

5.-Hay una parte de retroalimentación con el profesor y los demas equipos que se pierde durante el proceso cuando todo se vuelve tan mecánico.

6.- Muchos estan hechos que parece que fueron creados solo apra entretener a los estudiantes.( y no en el buen sentido)

La verdad es que podría seguir y seguir...

Comprendo que seguramente hay algunos muy buenos con buenos resultados, que dependen de los maestros (claro y es eso lo que duele), para mi son una herramienta más, no son la solución a todos nuestros problemas.

Además me queda claro que como estuiante no me hubiera gustado para nada estar en una escuela en donde hubiera el jueves del WQ.

Como no me hubiera gustado estar en una telesecundaria; como no es una alegría tomar clases virtuales, y no me mal interpreten toda mi vida he sido una buena estudiante, pero lo divertido de la escuela es la variedad entre clase y clase cualquier método se vuelve aburrido si se repite y se repite.

Ya se que puede haber variedad aún úsandolos (tampoco soy tonta) pero a lo que me refiero es que una cosa es el uso y otra el abuso del WQ.

Quizás existan unos muy divertidos, pero que no se puede crear otra genración de WQ sin tanta normatividad, sin ser tan cuadrados en sus desarrollos, o en sus resultados, con mejor diseño gráfico en donde los estudienates puedan desarrollar sus porpias maneras de asimilación de información.